Una mirada que cree, entrevista a Sylvana Lobato

Una mirada que cree, entrevista a Sylvana Lobato

Sylvana Lobato nació en Montevideo el 20 de febrero de 1968. Inició sus estudios de dibujo y pintura en forma autodidacta en 1982. Entre 1985 y 1987 estudió en la Escuela Nacional de Bellas Artes. Expuso en nuestro país y en el extranjero (Cuba, Argentina). También fue tallerista de expresión plástica, y ha Ilustrado varios libros de autores nacionales y extranjeros.

En 1999 recibió una mención por “Calidad y Creatividad en el diseño gráfico”, otorgada por comisión de jurado de A.U.D.A.

Expone y vende en el Mercado de los Artesanos (Plaza Cagancha 1365) integrando la Asociación Uruguaya de Artesanos.

Hasta el 1° de marzo, Sylvana Lobato está exponiendo “Océanos y bosques”, una serie de seis cuadros al óleo en el Espacio Cultural Rafael Barradas (Perez castellano y Piedras. Ciudad Vieja), desde COOLTIVARTE los invitamos a concurrir a esta muestra y a compartir la siguiente entrevista que le realizamos formando parte del ciclo Plásticos de esos que ves por ahí.

“Creo que pintar es una forma de vencer al tiempo jugando”

-¿Cuándo empezaste en el arte?

-Siempre me gusto pintar, dibujar y escribir, desde muy pequeña, el Arte en mi familia siempre estuvo presente. Me di cuenta de mi vocación (en dictadura) a los 16 años, me rebelé, abandoné pre-magisterio y me compré un block y dibujaba en la calle. Dibujaba mal, no me gustaba el resultado, pero si el proceso. No nací sabiendo, tuve que aprender y aprendo cada día algo nuevo. Mis primeras telas fueron pañales y desconociendo que la tela llevaba una preparación especial, el óleo la traspasaba y tenía que juntarlo con el pincel del lado de atrás. (En aquellos días la información no estaba tan al alcance de la mano.) Mi madre aún los conserva esos primeros cuadros.

Me considero autodidacta.

En 1996 entré en el Mercado de los Artesanos que me brindó la posibilidad de vender en tarjetas y cuadritos mis dibujos y pinturas hasta el día de hoy. Hace 29 años que cada día dedico unas cuantas horas a dibujar y pintar.

-¿Qué intentan exteriorizar tus obras?

-Creo que me desprendo, sinceramente. Una mirada atenta y crítica de la realidad mezclada con el “optimismo” de ver “lo que se salva” en cada cosa o ente que se te cruza. Una mirada que cree.

-¿Cuáles son tus referentes artísticos?

-Tengo varios: Yo, porque creo en lo que hago. Mi madre la escritora uruguaya Raquel Martínez, mi mejor maestra. Salvador Dalí, genio. Quino, ejemplo. Oscar Larroca que admiro desde mis 16, dibujante excepcional. Hogue con quien tuve la suerte de tomar unas clases. Los talleres de pintura que coordiné donde se aprende muchísimo sobre espontaneidad. La verdad no desprecio nada, cualquier arte que vea puede ser un referente.

-¿De qué manera das a conocer tu obra al mundo?

-Mercado de los Artesanos, exposiciones y mi blog que lo difundo en facebook. Centro Hispanoamericano de Artes y Letras, he participado en casi todas sus muestras colectivas en Uruguay. Proyecto Cultural Sur en Argentina y La Habana, Cuba.

-¿Cuánto hay de pensado y de espontáneo en tus obras?

-Para pintar consiento al inconsciente y sale. Cuanto menos pienso, mejor. Disfruto de los movimientos de los pinceles creando rutas de colores diferentes, pero con un cierto respeto y equilibrio. Es como la vida misma, hay que lograr una cierta armonía.

Para dibujar pienso, mido con mi regla imaginaria. Creo que una de las claves para aprender a dibujar es la letra, cada letra es un dibujo. Y cada cosa que escribo son dibujos que trasmiten cosas, y queda la letra parejita o se rebela y unas van para arriba, otras para abajo, se inflan, se hacen pequeñas, tiemblan, bailan.

Pero todo no es técnica, muchas veces salen esos dibujos que no pienso, sólo los siento. Esos no los repito, son únicos.

-¿Con qué herramientas, materiales y temáticas trabajas más? ¿Por qué eliges los materiales que utilizas para trabajar?

-Las lapiceras y lápices son una extensión de mi mano, color o blanco y negro. El manejo del pincel es lo máximo y lo más difícil. Me gustan los trazos seguros, directos, pero también las manchas y filigranas, experimento. Con la pintura si me equivoco siempre el error se transforma en acierto, aquí, soy detallista en extremo.

En dibujo no uso ni goma ni regla, si me equivoco repito. Me gusta el dibujo simple, cuanto menos trazos mejor.

He probado y sigo probando muchas herramientas y materiales diferentes. Los que más uso son lapiceras de colores, los colores acuarelables, la pintura de tela acrílica muy económica y con una gran gama de colores que se pueden mezclar. Si tengo que elegir me quedo con la pintura al óleo, en lo posible sobre tela donde me siento más cómoda por los colores que se pueden lograr, porque demora en secar y el resultado es óptimo.

La temática es variada: denuncia social con cierto humor, candombes, paisajes del Uruguay y otros, universos musicales, fotos y rompecabezas de mi mundo, todo un poco fantástico.

-¿Cuánto hay de independencia en cada obra y cuánto de relación con la anterior y la siguiente?

-Por lo general en la pintura trabajo en series de siete cuadros, con la misma temática, pero cada obra es un mundo aparte y diferente.

Y en el dibujo soy capaz de repetir muchas veces el mismo diseño, y hacerlo más grande, o más chico. Aunque hay muchos que son únicos, depende de la complejidad y el estímulo.

-¿Cómo crees que influye o puede incidir el tiempo para con tus creaciones?

-Buena pregunta. Creo que pintar es una forma de vencer al tiempo jugando.

Para mí es una pasión. Muy joven pasaba horas y más horas que no podías ni hablarme hasta que terminaba de pintar y otras tantas para sentarme a observar mi obra,

Aprendí que hay tiempos mucho más valiosos en la vida: mis padres, mi esposo, mi hija Ceci, La Oma, Clau, Maru, mis casi cinco nietos, mis hermanas, sobrinos, yernos y cuñados, mis amigos reales y virtuales, Urso (que ya cruzó el arco iris), Vito, Flora, Cocó, Osa, Black, Cecilio y Manuelita; un zoológico literal propio. Una gran familia que me ayuda, me estimula y me valora. Logré el equilibrio.

-¿Qué te interesa que generen en el espectador?

-Me gustaría que generen alegría, ganas, placer; pero que generen lo que el espectador quiera sentir, aún indiferencia.

-¿Se puede vivir del arte en Uruguay?

-Si, es como cualquier trabajo, si trabajas mucho te va bien, si trabajas poco….

Si trabajas en equipo nos va mejor, si trabajas solo…

Tiene la contra que todo es inversión del artista, salvo que tengas suerte y alguien te ayude económicamente. Tenés que buscar la vuelta porque vendés lo que hacés muy bien o tenés que trabajar en otra cosa para pagar este oficio que es muy caro.

Yo trabajo de artesana hace 20 años y siempre pinté con lo que tenía a mano, me pude comprar mi primera caja de 12 colores carand`ache con mi trabajo a los 30 y pintar al óleo en tamaño grande me llegó a los 43 años. Soy de las personas que puede decir que siempre trabajé en lo que me gusta, eso es mi mérito, mucho apoyo recibido y buena suerte.

-¿Crees que en el arte contemporáneo todo es válido?

-Creo que el Arte es la huella digital del alma. Identifica a cada persona. En todos los tiempos, si el artista crea yo creo.

-¿Cuál es tu opinión de la escena local en cuanto a las Artes Visuales?

-De lo que conozco y es poco, ya no es tanto aquello del pintor de antaño, creo que todo se ha fusionado mucho y uno ve artes visuales en los lugares más esperados e inesperados. Eso me gusta. Me gustaría que fuera aún más popular, más al alcance de todos. Que los artistas plásticos trabajaran más unidos. Que se baje el arte del pedestal para interactuar con la gente. Que no resulte tan difícil y tan caro para el artista plástico llevar adelante su obra y compartirla. Hace años estoy vinculada con los artesanos y en esa gran familia aprendí a compartir, a trabajar en equipo hacia una meta común que es el bienestar de todos. El artesano es un artista que llega a casi todos los hogares.

-¿Cuál es la relación del artista con las galerías y museos?

-En mi caso casi nula, salvo para entrar a mirar lo que está expuesto porque me gusta y aprendo. Jovencita, con mis obras visité una galería y me preguntaron qué escuela tenía, no supe contestar y me fui con mis cuadros a cuestas. He vendido en el Mercado de los Artesanos, en las mismas exposiciones, o particular. A partir de este año estoy intentando crear un vínculo con algunas galerías y espacios de arte para exponer y vender.

-¿Qué harías para mejorar la relación artista – galería de arte – público?

-No sé, estoy probando y aprendiendo. Después te cuento…Pero lo básico mejorar la comunicación entre las partes y la difusión de las obras.

-¿Crees que el público uruguayo sabe apreciar y consumir arte?

-Sí, creo, pero las obras de arte no tienen que llegar solamente a quien la adquiera y a los que tienen la suerte de verla. Está en manos del artista y otros actores sociales difundir la obra. Hay que adaptarse a los cambios y crear arte económicamente más accesible (Impresiones digitales, obra más pequeña.)

Además exponer y mostrar en la mayor cantidad de lugares posibles nuestro trabajo, incluso en el interior de nuestro país.

Creo que mi misión como artista que vive en sociedad es trasmitir emociones, información, cultura.

-¿Qué opiniones te merece el arte y las redes sociales?

-La tecnología es una muy buena herramienta en cuanto a la rapidez de la información y la comunicación.

Me parece genial, permite comunicarse con otros artistas, ver muchas obras diferentes, mostrar lo que uno hace, vender. Un lugar donde las artes plásticas son más populares.

-¿En qué proyectos trabajas actualmente?

-Estoy exponiendo hasta el 1ro de marzo de 2012 “Océanos y bosques”, una serie de seis cuadros al óleo. Curador: Alfredo Torres en Espacio Cultural Rafael Barradas, una sala de exposiciones que gestiona la Asociación Uruguaya de Artesanos.

Experimentando con un grupo de Facebook que administro, donde participan artistas consagrados y no tanto y cualquier persona vinculada o que le interese el arte, para crear un punto de encuentro donde disfrutar y aprender.

Preparo un plan de trabajo para el taller de investigación artística que voy a coordinar este año en Talleres del Mercado,

Mientras trabajo en artesanía y pinto una nueva serie.

 
 

   

 
 

(Visited 30 times, 10 visits today)



Cooltivarte

Cooltivarte

Somos COOLTIVARTE.COM. Un portal digital dedicado a difundir el acontecer artístico y cultural del Uruguay. Estamos en la vuelta desde el año 2003, y como evolución del boletín Obolo Cultural, nos encontramos abocados a apoyar a los artistas nacionales brindándoles un espacio de difusión. Creemos en la idea de utilizar la potencialidad que hoy día nos otorga la web, para que la cultura uruguaya y sus creadores dispongan de una dinámica ventana, que los ponga en contacto entre sí y con el mundo. Somos COOLTIVARTE.COM y pretendemos configurarnos como un portal dinámico, entretenido y atento a los nuevos emprendimientos, que busque siempre la interacción con los artistas.

<





Recomendaciones destacadas