San José Foto 2016 – Entrevista a Paulushaus

San José Foto se ha convertido en un festival de importancia para nuestro país. Es reconocido regionalmente y en esta oportunidad la curadora del festival fue Cristina De Middel, sin duda una figura de la fotografía actual. A lo largo de charlas, destacados fotógrafos nacionales y extranjeros, mostraron y relataron sus reflexiones sobre cada uno de sus proyectos. Entre muestras, venta de fotolibros, proyecciones de cortos y talleres se llevo a cabo esta edición 2016. Luego de la revisión de porfolio gratuita, a la que los participantes accedieron después de haber sido elegidos por el jurado del festival (De Middel, Claudi Carreras, Daniel Caselli y Romina Resuche), entre inscriptos de varios países, nos encontramos con este alemán maragato, con quien conversamos bajo un mediodía nublado, frió pero cálido por lo que se estaba viviendo, en la muy apacible e intervenida en fotos, plaza principal de la capital de San José de Mayo, quien nos contó un poco de su fotografía, de Berlín, del arte, las calles de la capital alemana y de la vida en general.

“Me gusta leer o estudiar los conceptos (…) pero eso no es arte, arte es la obra que me da algo emocionalmente porque yo la veo, la siento y no preciso un texto al lado que me la explique”

 

-¿Cómo llegaste de Alemania a Uruguay?

-Mi idea era recorrer algún lugar alejado de Europa. Asia era demasiado lejos y de ahí surgió lo de venir a Latinoamérica, hice un intercambio estudiantil y así llegue a San José, donde por casualidad se realiza el festival fotográfico por estos días. Esto fue hace diez años. Me quedé en una casa de familia en donde todo fue genial. Siempre me había planteado la idea de volver (para vivir acá o en Montevideo), justo surgió la posibilidad de trabajar para la cámara Uruguaya- Alemana de Comercio en una pasantía de 6 meses en Montevideo y no lo dudé, aquí estoy.

-Contame un poco de tu relación con la fotografía.

-La fotografía para mí era un hobby que comenzó a los 15 años, que me atrapó, pero para mí mismo. Yo siempre hice fotografía de rollo. Comencé a realizar fotos digitales, más allá de todas las ventajas que esto trae, pero no me atarajo en absoluto. Es algo completamente diferente lo analógico y lo digital. Un día me enteré de una amiga que tenía un blog en internet y me sumergió en ese mundo. Hice mi propio blog con mis fotos, comencé a tener mucha gente que se interesaba en lo que hacía y allí empecé a tomarme más en serio la fotografía, desarrollarla, ver a otros autores. Comencé a plantearme proyectos, tuve la oportunidad de realizar exposiciones  artísticas en Berlín, participaciones en revistas, fotos a músicos.

-¿Qué me podés contar de esas exposiciones en Berlín?

-Yo vivo en Berlín desde hace 6 años. Berlín es un centro cultural muy artístico, hay muchos artistas, alternativos, de todo tipo, artes escénicas, música, fotografía, cualquier disparate que pueda producir un artista moderno está en Berlín. La ciudad se convirtió en un centro artístico de bajo presupuesto, experimental, si bien últimamente ha cambiado por que ha llegado gente de muchos lugares, siempre fue un lugar muy barato comparándola con otras capitales europeas. No tiene nada que ver con Londres, París, donde todo es mucho más caro. Hay muchos espacios para el arte, los alquileres son baratos, y eso fue lo que me motivó para poder desarrollarme ahí, vincularme con gente que coincidía con mis gustos y allí surgieron las exposiciones.

-¿Qué diferencia percibís entre la realidad fotográfica uruguaya y la alemana?

-Conozco un lugar en Montevideo, Pera de goma, que me hizo acordar muchísimo a Berlín. Un lugar abierto, alternativo, sin grandes lujos, se dan talleres, sin la necesidad de generar ingresos ya. Acá he visto que existe mucho y buen diseño gráfico, pequeños espacios culturales, El Kiosco en la Ciudad Vieja. El Centro de Fotografía de Montevideo me parece algo muy bueno, noto cierta inversión en presupuesto, impulsado por el gobierno de izquierda. Por supuesto que uno siempre quiere más dinero para el arte, pero sucede que a veces el arte no genera plata, porque no es su verdadero fin y he ahí la cuestión. Pero hay muchas cosas en desarrollo por acá.

-¿Hacia dónde se enfocaban tus exposiciones?

-Yo ando por la calle. No tengo un plan, me gusta dejarme llevar y saco fotos de lo que yo veo, de lo que me gusta, no tengo un concepto previo de la fotografía que voy a sacar, luego las subo a mi blog. Durante un tiempo subía una foto por día, ahora lo hago cada un poco más. Si surge la posibilidad de realizar una exposición, selecciono fotos de allí, filtro, formo un serial,  armo una historia, sobre un tema, un lugar. Sin ser algo conceptual, yo me dejo llevar por mi sensación estética de la imagen, armo mis exposiciones desde ese punto, algo bastante distinto de lo que pasa en el arte contemporáneo, cosa que no comparto, porque el arte es mi lado emocional, lo que viene de mi corazón, de mi estomago y no de mi mente. Me gusta leer o estudiar los conceptos, pero para mí eso es más dentro de una rama humanística o científica, me gusta leer esos textos, pero eso no es arte, arte es la obra que me da algo emocionalmente porque yo la veo, la siento y no preciso un texto al lado que me la explique.

¿Qué cámara utilizas?

-Una Olympus MJU 2, el modelo norteamericano se llama Aka Styus Epic, con un lente fijo de 35 mm y flash. Es una cámara analógica automática que me permite sacar fotos en segundos.  Es económica, cuesta entre 50 y 60 dólares y es pequeña, quizás el principal argumento. Trabajo en rollo a color. Y el revelado lo realizo de la manera más económica que encuentre.

¿Tus influencias?

-Internet. Otros blogs, donde otra gente comparta sus fotografías. Quentin De Briey por ejemplo. No tengo influencias de los grandes, si bien lo clásico es importante considero que muchas veces salen fotógrafos o artistas re festejados pero no son mejores que los demás. Hay cientos de artistas maravillosos, desde mi punto de vista objetivo (si es posible ser objetivo) la calidad de millones de artistas de la calle es la misma que la de los otros más conocidos. Los fotógrafos documentales son muy buenos, aquellos que se van uno o dos años a un lugar, eso es muy bueno. Yo no podría hacerlo, pero esos seriales son fabulosos, como muchos de los que se están presentando en este festival. Pero el mundo del arte tiene su propia dinámica de generar artistas importantes, que a mi muchas veces me parece cualquiera. Es injusto porque son ellos quienes se quedan con los mayores ingresos económicos y los otros, poco y nada.

-¿Qué diferencias podrías destacar entre Berlín y Múnich?

-A diferencia de Múnich, Berlín siempre fue un centro cultural. Dado el muro de Berlín, muchos artistas famosos, como David Bowie por ejemplo, que grabaron discos ahí. Lo que sucedió es que en Occidente no existía el servicio militar obligatorio, por eso todos los hippies y anarquistas de Alemania Oriental si podían escapaban e iban a Occidente, y por eso esa movida. Ciudad grande y barata, por los bajos precios, por eso han llegado muchos artistas jóvenes a desarrollar sus proyectos de bajo presupuesto, que se llevan adelante, que le dan una energía buena y positiva a la ciudad. Uno recorre sus calles y siempre vas a encontrar eventos extraños como arte performativo, gente desnuda, que en un sistema más conservador es impensado.  Street art, graffitis, dibujos callejeros.

-¿Qué es la fotografía para vos?

-Es una forma de expresarme, de mirar al  el mundo de una forma muy tranquila, es una manera linda de contemplar la vida. Es documentación, mi vida, la vida de otro, lugares, y al lograr archivos de rollo, yo siento que quemo la situación literalmente en el rollo. Esa es la sensación que me deja a mí.

¿Cómo editas tus fotos?

-Lo llamo elegir fotos. Yo no trabajo mis fotos digitalmente, ni con photoshop, ni nada,  porque me roba la sensación de autenticidad, quiero que sea lo más autentico posible. En Alemania hay laboratorios industriales baratos, no es lo mejor, pero si lo más barato. Y escaneo los positivos.

Lente, rollo, revelación, scaneo, elegir el programa de scaneo, y mínimos ajustes. No existe un original, el original es el negativo. Yo trato de llegar a lo que me lleva al positivo. Igual después llega a un monitor y puede pasar cualquier cosa, por eso no edito la foto. Es diferente.  La mayoría de mis fotos son de Berlín.

Ahora, es contradictorio ¿rollo y blog?

-Las ventajas del mundo digital son fabulosas. Uno puede compartir sus fotos a gente de cualquier parte del mundo en segundos. Tengo más de 1000 fotos subidas al blog. Hace 5 años que lo tengo.

-¿Qué presentaste para San José Foto?

-20 imágenes. Salieron en un libro mío hace tipo tres años (“Paulushaus Photography 2012-2013“), era una recopilación de mis trabajos. El editor eligió las fotos del libro. Me gusta que vean mis fotos para filtrarlas y ver el mejor trabajo, también porque yo no hago fotografía solo para mí, sino que también la hago también para los demás. Elegilo vos, esa es la idea. Para el libro se eligieron fotos del blog y eso representa parte de mi trabajo. Un amigo  que estudia diseño urbano, paisajista, que hizo un posgrado de sociología y diseño urbano, fue quien tomo como ejemplo de cómo enfoque mi fotografía el espacio público. El escribió un concepto sobre mis fotos y eso si me gusto.

-¿La fotografía y tu futuro de acá en más?

-Me encanta el arte, me encanta lo que estoy haciendo y voy a seguir hacia adelante. La cuestión es el sostén económico. Por eso yo siempre dije que no me quiero hacer económicamente dependiente de mi fotografía, porque sería peligroso. Por un lado tendría la presión de tener que vender y eso me quitaría la libertad. Si el mercado me pide algo y mi gusto va por otro lado, ¿qué hago?. Sin duda uno se vería tentado por el mercado y la necesidad de hacerlo para sobrevivir. Tendría que dedicarle el cien por ciento de mi vida a la fotografía y ahora sólo lo hago cuando quiero. Y eso no significa que no me lo tome en serio. Por eso desarrollo mis proyectos personales.

 

Paulushaus nació en 1988 en Osterholz-Scharmbeck , Alemania. Se define como un fotógrafo de Berlín formado de manera autodidácta, hace fotografía desde 2010. En su blog, paulushaus.net, que tiene 75.000 seguidores, ha subido 1500 fotografías, todas analógicas. En 2013 la editorial de libros de arte GUDBERG de Hamburgo publicó su libro “Paulushaus Photography 2012-2013“. En 2014 realiza su exhibición de galería en Berlín “Die Ahnung“. En 2015 salió su serial “Dérive – Vagar” que fue expuesto en el San José Foto 2016.

paulushaus.net

Las fotos adjuntas son del serial “Dérive – Vagar”.

Imagen de portada: Paulushaus  – San José Foto/2016 – 09 de abril 2016 Foto © Fernanda Aramuni

Imagen de San José Foto/2016: Copying Claudia – Foto © Pachi Santiago
http://sanjosefoto.uy/

Alejandro Hoffmann

Alejandro Hoffmann

Los primeros 20 años de la vida de Alejandro transcurrieron en esa ciudad de ladrillos dentro del Prado montevideano que es el Parque Posadas. Luego comenzó un éxodo por diferentes barrios, Aguada, Cordón, Blanqueada, Goes, Arroyo seco, para finalmente echar raíces ya hace unos años en el barrio Bella vista. Estudio Psicología y Antropología en la Universidad de la República y en 2013 se recibió de Diseñador Web. La música siempre lo ha acompañado durante su vida (música la cual considera más grande y abarcativa que conceptos filosóficos como el amor o la libertad juntos, o cualquier otro) y el ancho de banda de sus gustos se ha extendido con el paso del tiempo, aunque quizás no tanto, porque considera (en estos tiempos de mega democratización de los medios de difusión, donde todo artista tiene un lugar para compartir su creación) es sencillo diferenciar lo bueno de lo no tanto, porque según él, lo perceptivo influye más para el entendimiento de la música que lo intelectualizante snob, como esa canción que marca la diferencia en cuanto a las otras en un disco, y es claramente notorio que se destaca. Hoy transita sus días esperando escuchar y ver cosas que no haya escuchado ni visto antes. Se une a cooltivarte en 2014. Escribe para moog.uy - indiehoy.com - acapasancosas.com.ar - la revista Efecto Metal de Argentina y Zona de Obras de España.







Archivos relacionados