diego janssen

Diego Janssen: “El Hijo de”

Entrevistamos a Diego Janssen: musico, productor, compositor, que el próximo 18 de octubre, presentará su nuevo disco , en la Sala Hugo Balzo.

-Diego, llegó el momento de presentar tu disco “El Hijo de”, momento esperado y de disfrute no ?

Es un momento increíble, ver como se está armando la jugada en los ensayos genera una sensación nueva muy placentera ya que es compartida por todos en conjunto. El disco se fue grabando capa por capa así que es en este momento que por primera vez nos estamos escuchando y sincronizando en tiempo real todos los músicos. El arte del disco demoró más de lo esperado por ser muy artesanal y eso generó más expectativa aún.

-Me da curiosidad el nombre del disco, que nos regalas ahí ?

Se dieron varias razones y causalidades, por un lado mi apellido significa hijo de Jans (sen =”hijo” allá por Bélgica, de donde vino mi bisabuelo paterno). Mi padre falleció súbitamente cuando yo tenía 24 años y ese fue el momento en el que luego de tocar fondo me armé un estudio y comencé a componer, grabar y trabajar decididamente en esto.

Esta música ha venido apareciendo fruto de cierta fusión experimental, y a pesar de que uno pueda encontrar raíces e influencias en varios referentes, tiene algo de sin padre o dicho en otras palabras sin una estricta disciplina estilística. Soy productor/técnico de grabación he trabajado en más de 30 discos (Buenos Muchachos, Sebastian Jantos, La Chancha, El enclave, entre otros). Así que luego de haber sido partero de tantos proyectos ajenos me puse las pilas en cumplir mi principal deseo que siempre fue tener un estudio para grabar música propia. Así que al fin ha venido al mundo el primer “hijo-disco” con músicas de mi autoría. La última razón y quizás la más jugada es la de el concepto “hijo de” como fenómeno social. No tengo herencia de músicos profesionales en mi familia, en mis comienzos me hice un poco de manera autodidacta en la guitarra y considero que muchas veces el sistema conspira para que existan ciertos legados hereditarios preestablecidos (tanto en el ámbito musical como en general). Estos pueden por un lado ser injustos con los que no tienen un apellido “importante” dentro de su disciplina y tienen que remarla más, como también una cruz muy pesada para los que si lo tienen; ya que aunque cuenten con mejores posibilidades (herramientas, contactos) pueden estar obligados a vivir y a crear junto a esa sombra de por vida.

-Con que espectáculo nos encontraremos y quienes te acompañarán el 18 de octubre en la Sala Hugo Balzo?

Primero vamos a tocar el disco de principio a fin los siguientes músicos: Pepe Martínez, Leo Giovannini, Nico Antúnez y Martín Sierra en percusión / batería, Cototo Cuello en bajo, Liber Galloso en saxos, Nacho Mendiverry en viola (la hermana del violín) y quien les habla en loops, voz y guitarras (acústicas y eléctrica). Será una propuesta de música conceptual en la que además participaran Anahí Martincorena y Marcelo Boreani en performance sirviendo de hilo conductor conceptual representando teatralmente lo que expresa la música. Contaremos con la magia de Gustavo Genta en escenografía, Tatiana Ruiz en luces, Pablo Borgh en sonido y Virginia Scasso en producción general. Luego del disco haremos versiones instrumentales de Pink Floyd, Baden Powell, Fela Kuti y Dick Dale.

Dado la calidad , el sonido y las diferentes vertientes que se palpan en tus composiciones, estamos equivocados al pensar en mucho tiempo de trabajo para que este disco viera la luz?

Tal cual, me llevo mucho tiempo encontrar una voz propia. Mis comienzos fueron rockeros y luego de tener mi primera banda de amigos “Panta rhei”, decidí empezar a estudiar composición en la escuela universitaria de música. Hace 10 años, cuando paso lo de mi viejo, dejé la EUM y la banda se desarmó. Fue ahí que empecé a interesarme más por el candombe y la música de raíz afro americana y encontré una fuerte conexión con el blues-rock. Todas estas influencias generaron una mistura en mi interior que ha ido aflorando de a poco con mucho trabajo y vivenciando pila de experiencias. La música es así, aparece sin apuros.A pesar de que es un disco instrumental y solamente canté en el último track “Utopía”, todas las músicas tienen un origen conceptual. Un motor generalmente social que me motivo a buscar simbologías por medio de la colisión de géneros musicales. De esta manera intenté romper con ciertos convencionalismos, desconsiderando el componer desde el respeto estricto hacia rótulos o clasificaciones estilísticas que pudieran encasillarme en lo creativo.

-Ya que tienes una amplia experiencia en grabar y producir para diferentes artistas, entraste a grabar tus temas con un plan y un sonido ya definido o surgieron nuevos aires dentro del proceso?

Fue un proceso bastante líquido, en el sentido que sin buscarlo cada artista con el que he ido trabajando ha dejado grandes enseñanzas. No solamente técnicas en lo que tiene que ver con la manera de tocar y de sonar, sino también con la manera de percibir y sentir la música cuando uno está en la “cocina” del estudio. Los músicos somos como esponjas y hay que estar blandos y abiertos de cabeza.

-En la grabación del disco contaste con muchos colegas que aportaron su arte, que nos podés contar de esa experiencia?

Alucinante el intercambio, siempre lograron dar algo más de lo que yo esperaba. Grabar por capas te da más tiempo para experimentar con distintos sonidos, materiales, maneras de tocar, de grabar con varios micrófonos, etc. También aprendí mucho a comunicarme para transmitir las ideas, Pepe y Leo que ya venían tocando candombe contemporáneo, me enseñaron la mejor manera de adaptar mis conocimientos al papel de una manera práctica para ellos. Eso es fundamental para lograr la fusión que yo quería y no ahogarme en la orilla ahora que vamos a presentar el disco en vivo!

 –Aparece en los créditos del disco, quien fuera tu profesor, Nico Mora, como es esa sensación de tocar juntos en tu proyecto discográfico?

Un master, se tocó todo. En palabras suyas disfrutó mucho del “coloque” que genera mi música. Lo que tocó en “Ancestro” en la parte loca del medio fue todo improvisado y considero que es lo más expresivo que se podía hacer en ese lugar de la música, un crak.

La grilla de tus trabajos en muy rica y variada en estilos, pero hay línea abierta con la música brasilera, que te atrae de ella?

Dentro de mis primeros recuerdos de la infancia, están los camping en Durazno y La paloma con la música de Toquinho y Tom Jobim sonando de fondo. Mi interés por el estudio de la música brasilera surge a partir de discos de Baden Powell y Vinicius mucho más adelante. Encontré en internet partituras y me encerré a estudiarlas en una época que estaba bastante triste por todo lo que me venía sucediendo en lo personal. Me ayudo mucho a sobreponerme y fue una gran influencia musical. Luego apareció Naná Vasconcellos y Egberto Gismonti de quien saque la idea de mandarme hacer una guitarra con más de 6 cuerdas. Fue muy interesante que luego de estas experiencias tocaran la puerta del estudio para grabar discos tan “Brasileros” como los de Damian Gularte, Sebastian Jantos y más adelante Mario Falcao y Pablo Lanzoni (nacidos en Porto Alegre). Me es muy cómodo trabajar con ese lenguaje tan percusivo, de guitarras con armonías copadas y timbres tan variados.

-Una de las cosas que me impactó de tus trabajos como técnico, entre otras cosas (pues soy fan), es  la oportunidad de laburar en la restauración de un master de Cassia Eller,” O espíritu do son-  vol 1″. Una locura no?

Si salado, con parte del dinero que obtuve por el premio nacional de música de 2014 decidí hacer mi primer viaje lejos, a Río de Janeiro. Por esas casualidades un mes antes conocí en Punta del Diablo a Rodrigo Garcia (ex guitarrista de Cassia) que vino junto a la cantora Julia Vargas. Tocamos a trio por Rocha y Montevideo. Le comenté que ya tenía pasajes para Rio y me invito a que fuera a conocer la sierra carioca. No podía creer, tremendo lugar. El estaba comenzando a restaurar grabaciones de Cassia y fui su colaborador en su estudio ubicado a 1000 mts de altura en San Pedro da Serra. Tremenda paz y una experiencia increíble.

Que música estas escuchando hoy ?

Soy fan de radio Babel y cuando elijo poner algún disco escucho mucho Afrobeat del de Fela Kuti y de los brasileros Abayomi orquesta y Bixiga 70. Bastante flamenco también. Estoy esperando el disco nuevo de la banda Tool que viene de parto de elefante como el mio.

Para ir haciendo boca, pueden visitar la página web de Diego: www.diegojanssen.com, donde pueden escuchar su música y adquirir el disco que esta divino.

Quedan todos invitados a concurrir a la Sala Hugo Balzo, el próximo 18 de octubre y asistir a lo que promete ser un show imperdible.

Diego Janssen presenta “El Hijo de” – Sala Hugo Balzo – 18 de octubre 2016- Foto de portada- Afiche promocional.

 

(Visited 24 times, 10 visits today)

Fino Sosa

Fino Sosa

Adrián Sosa: Montevideano, 1965, lector, melómano, "escribidor". Durante los años 80, coordino y editó diversas revistas alternativas en forma independiente (Atrás de todo, Culos de botellas, Perro Andaluz) en los cuales se recogía y divulgaba la poesía,los dibujos, el arte callejero, la música: el nervio latente bajo la aparente inactividad de esos años. En los últimos años editò en forma independiente libros de poesía de distribución gratuita "El Grito", "Lobos en la Buhardilla", "Lo que quedó allá arriba "y" Cuadernos Mojados" lleva adelante el blog: http://lucesdelacity.blogspot.com.uy/







Recomendaciones destacadas