imagen - Carla Moscatelli

Carla Moscatelli: En las tablas

“El teatro no puede desaparecer porque es el único arte donde la humanidad se enfrenta a sí misma.”

Con esta cita del dramaturgo Arthur Miller COOLTIVARTE los invita a que ingresen “En las tablas”, donde el telón se abre, el artista se desnuda de su personaje, y su discurso, tironeado entre héroes y villanos, trata de ser el más personal y sincero.

-¿Qué es lo que te llevó a elegir teatro como disciplina artística?

-Desde muy chica me gustaba todo lo que pasara arriba del escenario. Siempre estaba dispuesta a trabajar en las fiestas de fin de año de la escuela y mi colegio tenía un teatro maravilloso que era para mí el mejor lugar del mundo. Subir las escaleras que llevaban a los camarines y al escenario era un placer. Supongo que mi vocación teatral viene desde ahí.

-¿Qué taller o escuela escogiste para tu formación?

-Soy egresada de la E.M.A.D. (Escuela Multidisciplinaria de Arte Dramático) y trato de hacer talleres y cursos de formación siempre que puedo.

-¿Una vez egresada tuviste posibilidad de armar o entrar en un elenco con compañeros de generación?

-Cuando egresé obtuve una beca para integrar el elenco de la Comedia Nacional durante un año. Al año siguiente trabajé con compañeras de mi generación en un proyecto muy lindo que escribió y dirigió Rossana Spinelli, y se puede decir que ahí surgió un pequeño grupo con el que he participado en 4 proyectos que no fueron consecutivos.

-¿Es fácil conseguir contratación en escenarios de Montevideo? ¿Y en el Interior?

-Bueno a medida que vas teniendo más experiencia no sé si es que se hace más fácil o conocés más los mecanismos de la realidad nacional. Hay muchísima oferta en la cartelera teatral montevideana y conseguir sala no siempre es fácil. En cuanto al interior es un poco más difícil por todo lo que implica trasladar escenografía y al elenco.

-¿Es imprescindible un productor?

-Yo creo que sí. Es un rol difícil y poco reconocido pero muy importante, negocia con auspiciantes, salas. Es una tranquilidad contar con buenos productores que tienen la camiseta del proyecto y trabajan con vocación. El resultado que ves cuando asistís a un espectáculo es producto del trabajo de muchas personas que están detrás del escenario y sin ellas no sería posible hacerlo.

-¿Considerás que le dan oportunidad a nuestros autores para representar sus obras?

-Cuando yo empecé a trabajar en teatro las primeras obras que hice fueron de autores nacionales. Supongo que de a poco iremos volviendo de repertorio autores que han marcado nuestra dramaturgia. Yo trato de trabajar con mis alumnos autores nacionales y que vean teatro de dramaturgos uruguayos. No sé si tienen el lugar que deberían tener, tal vez esa pregunta te la responda mejor o con más conocimiento algún autor.

-¿Podés vivir de esta profesión?

-Desde hace unos años sí. Claro que también doy clases. Se puede decir que vivo de la docencia y de mi trabajo como actriz.

-¿Sos optimista en cuanto a una pronta legislación con respecto a la jubilación de los actores?

-Bueno… la legislación ya está y de hecho los artistas estamos realizando aportes para una futura jubilación. Es un logro super importante. De a poco se van realizando ajustes a la legislación y ojalá todos tengamos acceso a una jubilación digna.

-¿Cuál es tu opinión del nivel del teatro uruguayo en la actualidad?

-No puedo hablar de todo lo que pasa en Uruguay, tal vez sí de una parte de lo que veo que se hace en Montevideo. Hay grupos haciendo cosas muy buenas y con mucho trabajo y profesionalismo. No todo lo que veo me gusta o es lo que yo haría pero ves que hay trabajo y dedicación. Me molesta mucho ver espectáculos que no están cuidados o que no tienen trabajo detrás. Hay un gran crecimiento en la cantidad de escuelas de teatro. Mucha gente se acerca a estudiar teatro para ser famosa y claro después se dan la cabeza contra la pared. Hacer teatro implica un gran compromiso y trabajo.

-¿En qué proyecto estas trabajando actualmente?

-Estoy en ensayos con Proyecto Felisberto, basado en parte de la obra de Felisberto Hernández con dirección de Mariana Percovich que se va a estrenar en octubre, noviembre de este año. También sigo con La Boda con dirección de A. Zimberg y con el grupo de los Terribles. Y hay otro proyecto que espero que salga para este año.

 

-Con la obra La Boda de B. Brecht están recorriendo los barrios dentro del plan de Fortalecimiento de las artes, cuéntanos cómo es esta experiencia.

-La experiencia ha resultado maravillosa. El Programa de Fortalecimiento de las Artes consiste en financiar la producción y además los salarios de los artistas. Los beneficiarios debemos realizar funciones en “sala” y además llevar la obra a los barrios. Esta última me parece que es la parte más gratificante y maravillosa de lo que estamos viviendo. Cada lugar que hemos visitado nos ha enriquecido y sentimos que estamos llegando a público que de otra manera jamás accedería al teatro. Es innegable que nuestra sociedad se ha ido deteriorando debido a las diferentes crisis socio -económicas y llegar con el arte a sectores desfavorecidos o barrios en la periferia es fundamental para cambiar esta situación. El arte es lo que nos humaniza, nos enriquece, ser capaces de hacer arte, tener ese espacio engrandece. El arte es una necesidad humana, un derecho. Y la respuesta del público “barrial” es más que positiva, es todo un acontecimiento el que llegue la obra de teatro. Hay niños, jóvenes, adultos que participan en esa fiesta. Nos han pasado cosas increíbles como que a una función llevaran una torta de novios con muñequitos y todo, en varios lados llevan comida para compartir después con nosotros y los vecinos. Es algo muy lindo y pueden ver una muestra en la página de Terribles Producciones en Facebook. Ahí hay fotos de todas las funciones algunas sacadas con la cámara de mi personaje y otras mucho más profesionales sacadas con la cámara de Diego Acosta, nuestro productor.

-¿En qué obra o con qué director te gustaría trabajar y aún no has podido hacerlo?

-Mmm…no sé, no lo he pensado, por lo general lo que busco es que el proyecto plantee asuntos que me interesan o cuestionen una situación: la familia, la incomunicación, los miedos etc. Entonces más que pensar en una persona o una obra en concreto pienso en un conjunto. Como éste es un medio relativamente chico uno puede aspirar a, en un mediano plazo, llegar a trabajar con muchas personas.

-¿Qué pensás de las distintas premiaciones que se realizan a las artes escénicas?

-Me gusta la idea de encontrarnos en un ambiente de fiesta todos los que trabajamos todo el año, el acompañar a quienes están nominados y son amigos y colegas. Después quien recibe es algo subjetivo y tiene que ver con el gusto de algunos que forman parte del jurado que elije. Es un mimo el que te reconozcan y te premien pero no es un objetivo o una meta y ganar un premio no te hace mejor ni peor actor, director o diseñador teatral.

-¿Es posible exportar teatro uruguayo?

-Sí, no sé si la pregunta se refiere a textos de autor nacional o a producciones que salgan de gira. Con los Terribles hemos salido varias veces de gira y tuvimos el honor de abrir en 2011 el festival de teatro de Nuevo León. De hecho en este momento hay por lo menos dos obras en giras europeas. Antígona Oriental de Marianella Morena y en París Gabriel Calderón está montando tres de sus obras. Todo esto cuesta bastante, los pasajes, el alojamiento, los viáticos. Es necesario más apoyo de empresas y del Estado.

-Existe la creencia popular que los actores uruguayos “no sirven” para la televisión. ¿Qué pensás de esto?

-Creo que va quedando en el olvido. Nunca fue cierta y cada vez se demuestra más. Hay quien domina más el código televisivo o de cine, donde debés ser más minimalista en tus expresiones. Pero si el actor es bueno y está bien dirigido no creo que no pueda hacer tele. También en la práctica vas ganando oficio y como se está produciendo más eso enriquece a los actores.

-¿Cómo evalúas las ficciones uruguayas que en los últimos tiempos han emitido los canales?

-No he visto todo. Creo que van mejorando los guiones y las historias. Hay que seguir haciendo y apostando a nuestros productos. Tal vez necesitan más difusión y espacio. Repetir ciclos sería muy interesante. A veces vemos el mismo capítulo de un enlatado mil veces y no podemos volver a ver alguna producción nacional.

Carla Moscatelli es actriz, egresada de la Escuela Municipal de Arte Dramático (EMAD). En 1994 fue becaria de la Comedia Nacional. Participó en 1998 y 1999 en la ópera rock “Putrefashion”, escrita y dirigida por Tabaré Rivero. A partir del año 2002 se radicó en Ciudad de México, realizando espectáculos para niños que incluyen la presentación de libros en la Feria Internacional del Libro de la ciudad de Guadalajara, y en la feria del Libro Infantil y Juvenil de la ciudad de México. Ya en Uruguay en el año 2006 participa en el espectáculo “Sinphoneta Infinita” con La Tabaré en la sala Zitarrosa. En 2007 protagoniza Edición No Lineal de Rossana Spinelli en el teatro del Museo Torres García. Entre 2008/ 2009 se desempeña como asistente de dirección de Tabaré Rivero en el espectáculo de la Comedia Nacional “La Micción“. En 2009 integra el elenco de la obra para niños “Magia por Magia” en el teatro La Candela. Integra el elenco de la obra “Los padres terribles” ganadora del premio Florencio 2009 a mejor espectáculo, obteniendo además por esta obra el Florencio a Mejor Actriz de reparto 2009.

 

   

 

(Visited 68 times, 18 visits today)



Luján Luna

Luján Luna

Nacida en Montevideo. Bachillerato derecho y cursado hasta 3º de Facultad. Recibida en Alianza Francesa, Cursos superiores de Literatura francesa en Facultad de Humanidades y de Literatura e Idioma español. Cursos de teatro con los maestros Beatriz Massons, Nelly Antunez, Franklin Rodríguez y Jorge Bolani, actuación con todos ellos y en teatro de elencos independientes, del 90 hasta hoy. Cursos de Dibujo con el maestro Ramón Cuadra y de pintura con el maestro Hugo Longa.

<





Recomendaciones destacadas